FANDOM


Hermanas de Hierro
Hermana de Hierro
Fundador: Abigail Cazadora de Sombras
Estatus: Activo
Base: Ciudadela Infracta
Especie: Cazadoras de sombras
Miembros notables: Hermana Abigail
Hermana Magdalena
Hermana Cleophas
Hermana Dolores
Afiliación: Hermanos Silenciosos
Alianza: La Clave
Ignis Aurum Probat. (El fuego prueba al oro).

–Lema de las Hermanas de Hierro, Ciudad de las Almas Perdidas

Las Hermanas de Hierro son una orden monástica, al igual que los Hermanos Silenciosos, en la que los miembros han tomado Marcas para sí mismas con propósitos específicos que las han transformado en algo más que sólo humanas. Viven a solas en su gran Ciudadela Infracta (cuya localización en la tierra es desconocida para cualquier otro Nefilim) y rara vez salen de su fortaleza. No les gusta ser molestadas y prefieren trabajar en desolación.  

Un Cazador de Sombras puede vivir por años sin ver a una Hermana de Hierro en carne y hueso. 

DescripciónEditar

Al igual que los Hermanos Silenciosos, las Hermanas de Hierro deben unirse a la orden tomando Marcas para sí mismas que sirven como llaves que desbloquean secciones del Libro Gris normalmente ocultas. Estas Marcas, también sirven para distanciarlas del resto de la humanidad. (Las Marcas son diferentes entre ambas órdenes, y ser Marcado como un Hermano Silencioso no te da acceso a las Marcas de las Hermanas de Hierro o viceversa) También igual que los Hermanos Silenciosos, las Hermanas de Hierro no son guerreras, no se casan y no suelen atender a las reuniones del Consejo, o aventurarse fuera de sus dominios. 

Las Hermanas de Hierro rara vez se encuentran con otros Nefilim, pero cuando lo hacen son significativamente menos desconcertantes en apariencia que los Hermanos. Sus ojos y bocas no están mágicamente cerradas, y no pueden leer la mente o hablar telepáticamente. 

Apariencia FísicaEditar

Usan ropas simples, largos vestidos blancos fuertemente atados a las muñecas y en la cintura por alambres demoniacos,  para proteger sus ropas de los fuegos celestiales con los que trabajan sus materiales. Además de su apariencia etérea, la única característica física rara que poseen son sus ojos, los cuales brillan con los colores de las llamas. Se suele decir, que los fuegos de sus grandiosas forjas arden tras sus ojos. 

A pesar de su apariencia normal, las Hermanas de Hierro son incluso más retraídas y cerradas que los Hermanos Silenciosos.

TareasEditar

En el caso de las Hermanas, sin embargo, se han conferido a sí mismas la habilidad para trabajar y moldear adamas, o a cualquier otro material mundano que necesiten ser usados como armas, armaduras o herramientas para mantener a salvo a los Nefilim. Las Hermanas son las únicas Nefilim que tienen permitido manejar el adamas en bruto. Las Hermanas de Hierro usan runas Nefilim no conocidas por aquellos que no son hermanas para dar forma al metal; con el fin de elaborar armas y estelas las Hermanas utilizan en sus fraguas fuego obtenido en el corazón de un volcán. 

HistoriaEditar

La fundadora de la Hermandad fue Abigail Cazadora de Sombras, la hermana mayor de Jonathan. Cuando se hizo mayor y descubrió que ya no podía combatir en la guerra contra los demonios, como lo había hecho en su juventud, se volvió hacia el conocimiento esotérico del Libro Gris y el corazón palpitante angelical de adamas debajo de Idris para convertirse en la primera Hermana de Hierro. Junto con otras seis Nefilim, se construyó la primera fragua de adamas, y la primera construcción de la Ciudadela Infracta en su planicie volcánica. 

Abigail Shadowhunter estaba preocupada de que a pesar de la neutralidad de género de los Cazadores de Sombras, las Hermanas necesitarían ser protegidas de la interferencia no deseada de Cazadores de Sombras masculinos, así que la Ciudadela Infracta fue construida para ser, para siempre, abierta solo a Cazadores de Sombras mujeres. Por lo tanto, sólo las mujeres tienen permitido hablarles a las Hermanas de Hierro. 

Ciudad de las Almas PerdidasEditar

Isabelle y Jocelyn van a la Ciudadela Infracta para preguntarles a las Hermanas de Hierro si poseían o si podían crear un arma para poder matar a Sebastian sin matar a Jace ya que Sebastian había hecho un hechizo de unión demoníaco parecido a la unión parabatai. Las Hermanas les dicen que ellas no tenían ni podían crear un arma de esa clase, y que ningún arma de este mundo podría.[1]

Ciudad del Fuego CelestialEditar

Las Hermanas de Hierro pidieron ayuda a Alacante cuando la Ciudadela fue rodeada por Sebastian Morgenstern y sus oscurecidos. Ellas estaban dispuestas a derribarla si Sebastian lograba ganar la batalla que estalló cuando los refuerzos de la Clave llegaron.[2]

Hermanas de Hierro conocidasEditar

ReferenciasEditar